Los bosques no explotados almacenan un 60% más de CO2

Fuente: Reuters – Proyecto Geo
País/Región: Internacional

Un estudio determina que los bosques vírgenes, que no han estado explotados, almacenan un 60% más de CO2 que los bosques replantados, y que este factor no se ha tenido en cuenta en ninguno de los estudios, como los del IPCC, que se han realizado para determinar la magnitud e implicaciones del calentamiento global.
Por ejemplo, en el estudio del IPCC, no se distinguió entre la capacidad de los bosques nuevos, replantados desde cero, y los bosques vírgenes o que nunca se han explotado, y que tienen una capacidad tres veces superior de captura de CO2, y en este tipo de estudios, los datos que se toman son estimaciones en relación a los bosques nuevos, en los que se considera “bosque” como árboles de más de dos metros de altura y una copa más amplia que un 10%. Sin embargo, en Australia se considera a un bosque como árboles de más de diez metros de altura y una cubierta de más del 30%, lo que implica un gran cambio.
El nuevo estudio australiano determina que los bosques no explotados del sureste del país pueden almacenar unas 640 toneladas por hectárea, mientras que el IPCC estimó la capacidad en unas 217.
A parte de almacenar una gran cantidad de CO2, los bosques no explotados lo hacen durante mucho más tiempo, ya que los bosques nuevos se explotan en un sistema de rotación: los nuevos árboles replantados se cortan al cabo de un tiempo, y se van añadiendo nuevos. Por eso, Brendan Mackey, co autor del nuevo estudio, dice que es muy importante mantener los bosques no explotados como están, y que el sistema de realizar plantaciones en bosques nuevos para neutralizar emisiones resulta poco util, ya que no es lo mismo la cantidad neutralizada por un árbol de dos años que por uno de cincuenta o cien.
Por eso se ha pedido al Primer Ministro Kevin Rudd que se termine con la tala de los bosques viejos en Australia, lo que supondría el equivalente a no emitir unas 460 millones toneladas de CO2 anuales durante los próximos 100 años, permitir que los bosques ya talados recuperen su capacidad original, que supondría el equivalente a un ahorro de 136 millones de toneladas anuales durante 100 años (un 25% de las emisiones australianas durante 2005) y a que Australia sea el país que lidere la protección de los bosques en la próxima conferencia de Naciones Unidas en Copenhagen el año que viene

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s