Crónicas de una mujer Urbana… Ovarios rebeldes

http://ovariosrebeldes.blogspot.com/

No es que haya más horror
Es que hay más luz
No es que haya más esclavitud
Es que hay menos miedo
No es que haya más injusticia
Es que hay más conciencia
No es que haya más élites
Es que las vemos con mayor claridad
No es que haya más mentira
Es que ahora sabemos que eso no es verdad
Pero ya no podemos quejarnos porque los demás no hacen lo que deberían
¿Y yo? ¿Estoy haciendo lo correcto? ¿Acaso no colaboro al sistema yo también?
El cambio empieza por ser consecuente con nuestras ideas
Podemos consumir con conciencia o caprichosamente
Podemos invertir nuestro dinero en proyectos justos o invertirlo en negocios opacos para mayor rentabilidad
Podemos tomarnos nuestro tiempo para educar a nuestros hijos en lo que amamos y creemos bueno o entregarlos al adoctrinamiento de desconocidos a sueldo de quién sabe qué intereses sólo porque es más cómodo, siempre se ha hecho así o porque el colegio tiene fama y prestigio
Podemos callar y aguantar o exigir decencia a nuestros superiores a riesgo de perder nuestro trabajo porque ganaremos en coherencia
Podemos aceptar y transigir o decir NO al abuso de poder a riesgo de perder nuestro trabajo o nuestro imagen porque ganaremos en paz interior
Podemos aceptar como siempre o decir NO a todo lo que consideremos perjudicial o injusto porque sólo así nuestra vida cobrará sentido

Podemos comprar español o chino
Podemos apoyar con nuestro dinero las empresas locales o las que esclavizan
Podemos pasear por el bosque o sentarnos en un bar a ver la tele
Podemos regalar un videojuego de guerra o una cometa para sentir el viento
Podemos trabajar en un movimiento social o quedarnos en casa quejándonos
Podemos aprender a cocinar platos deliciosos o comprar comida basura y recalentarla en el microondas
Podemos ir en coche o en bici o transporte público
Podemos tirarlo todo revuelto o reciclar
Cada momento de nuestra vida puede ser un acto de integridad y conherencia

El Nuevo Orden Mundial no es nuevo, y no ” va a llegar” . Ya está siendo, ya está aquí, y desde más de 3000 años. Esta es otra de las mentiras que nos han contado. No podemos ser anti NWO porque somos parte de ese NWO tan viejo como las pirámides. Ser anti NWO es como ser anti-otoño, no va a ninguna parte. Pero supongo que en el mundo de los antibióticos, anticonceptivos, anti inflamatorios y antinieblas, ser anti Nuevo Orden Mundial es lógico.

Pero ya no,
Ya no podemos señalar con el dedo a los enemigos de afuera
El enemigo está en nosotros
en nuestra incongruencia
en nuestra pereza
en nuestra falta de valentía y tesón para hacer lo que queremos y creemos bueno
La esclavitud sólo es una cuestión de consentimiento por el miedo

Los tiempos que vienen son un reto para cada uno de nosotros

Creo que estamos asomando a un cambio de paradigma,
pues la conciencia no tiene marcha atrás

Publicado por en 19:21 1 comentarios
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s